La Fobia Escolar

Descargar App Psiquiatría Para Todos v0.4 para Android

“Mamá, ¡No quiero ir a la escuela!”  

Por:  Mgter. Yoiska Muñoz

Psicóloga Clínica de Niños y Adolescentes

Muchos estamos familiarizados con el llanto o la ansiedad (nervios) de los niños en su primer día de escuela; y es que se trata de algo normal dentro del periodo de adaptación, sobretodo si el niño es pequeño. Los colegios lo saben y muchos elaboran estrategias de apoyo en estos días.  También es normal que el proceso de adaptación tenga momentos de “retroceso”, o se vea afectado por situaciones familiares como el nacimiento de un hermano, separaciones u otras pérdidas.

Pero además de esta ansiedad adaptativa, también se presenta a veces un rechazo persistente del niño a asistir o quedarse en el colegio; un temor intenso, desproporcionado a la situación, que puede estar acompañado de náuseas y vómitos, diarrea, pérdida de apetito, entre otros síntomas, y que afecta la rutina diaria, la dinámica familiar y el aprovechamiento escolar del menor, pues se puede producir absentismo por esta situación.  También puede haber explosiones de mal humor y manifestaciones de tristeza. Otros niños pueden no expresar de forma abierta que tienen temor, pero se niegan a ir o evitan el momento de forma pasiva: se esconden, no se visten, etc. Cuando nos encontramos ante este panorama y han pasado ya unas cuatro semanas desde que el niño entró al colegio, podemos hablar de Fobia o Rechazo Escolar.

Haga click aquí para compartir su experiencia personal sobre este tema

Esta condición puede presentarse en niños de todas las edades, pero es más frecuente cuando los niños ingresan por primera vez al preescolar, cuando pasan a una sección diferente (primer grado o bachiller) o al estrenar colegio nuevo. También suele desencadenarse tras algún tipo de ausencia del niño a la escuela, como sucede los días lunes, y luego de viajes o ausencias por enfermedad.  Algunos niños se ven afectados desde el domingo, empeorando conforme pasan las horas.  Otros niños se muestran dispuestos, se visten, pero ya en el camino o al llegar a la puerta del colegio dicen que quieren regresarse y pueden tener actitudes muy rígidas, y tener accesos de llanto como si fueran niños más pequeños. 

Al contrario de lo que suele ocurrir con los estudiantes que se fugan de clase por otras razones, los niños que sufren fobia escolar suelen ser buenos estudiantes, responsables; razón adicional para que los docentes y los padres no comprendan qué les sucede.

Hay tres razones principales por las cuales un niño o joven rechace ir a clases:

  • Porque siente ansiedad de separarse de sus padres o cuidadores usuales.  En estos casos, no se trata de temor al colegio en sí mismo, sino temor de dejar a dichas personas.  Esto se podrá observar si el niño evita alejarse de sus padres en otras situaciones (desea compañía de ellos continuamente en su rutina diaria, se muestra muy inseguro de quedarse con otros familiares, etc.).
  • Porque en verdad algo del ambiente escolar le produce temor.  Esta sería una verdadera fobia escolar. El niño puede sentir temor de algún compañero que lo molesta, de algún profesor (puede ser incluso por su tono de voz), de alguna asignatura (natación, educación física, inglés u otra) o de alguna circunstancia particular como hablar en público y pasar vergüenza.   
  • Porque está deprimido, pasando por un duelo, etc. y su ánimo en general esté afectado, perdiendo interés por las actividades usuales.

En el caso de niños con ansiedad de separación, los hogares con padres que también se muestran ansiosos o un ambiente sobreprotector influyen en la inseguridad del niño.

Recomendaciones:

  • Sea empático, pero firme, sin perder el control.  Empatice con su hijo; comprenda que su temor, aunque sea irracional, puede ser muy real, así es que no lo ofenda o humille. Dígale que sabe que tiene temor, pero anímelo y manténgase firme en que debe entrar al colegio. 
  • Pida apoyo de personal del colegio como psicólogos o docentes para que contengan al niño, lo metan al colegio y le den seguimiento de forma prudente.  Despídase de forma rápida. Si existe una situación de abuso escolar u otro temor a algo real, esto debe ser investigado y se deben hacer cambios para que el niño se sienta seguro. 
  • Si el niño logró quedarse en casa, no se le debe permitir disfrutar de beneficios como ver TV, usar videojuegos o celular durante las horas en que debería estar en el colegio.  En cambio, debe mantenérselo ocupado con tareas, como si estuviera en clases. En este caso el niño debe retornar al colegio lo más pronto posible, pues alargar su retorno empeorará la situación de temor y lo puede afectar en su rendimiento escolar.
  • En casos de fobia grave o intensa, busque asesoría con un psicólogo particular.  Se debe crear un plan de retorno en el que estén de acuerdo los padres, el colegio y el niño.  En ocasiones el retorno tendrá que darse de forma gradual hasta completar la jornada escolar.  El seguimiento con un profesional puede también prevenir que el niño mantenga esta condición de ansiedad al ir creciendo.
  • Modele y aliente en el niño el afrontamiento de situaciones de temor injustificado; no lo sobreproteja, no  lo controle constantemente ni haga cosas por él que él puede hacer por sí mismo. Permítale crecer, transmítale que usted confía en sus capacidades y está allí para escucharlo, asesorarlo y alentarlo.
  • Felicite a su hijo por sus esfuerzos y por cada pequeño logro en el proceso de superar su temor.  Él requiere celebrar sus avances y ser alentado.

Fobia Escolar

Por: Dra. Vanessa Flores

Psiquiatra

Una de las fobias más importantes en los niños debido a su frecuencia y características es la fobia escolar. La fobia escolar se refiere al rechazo prolongado que un niño experimenta al acudir a la escuela debido a algún tipo de miedo relacionado con la situación escolar.

En la fobia escolar se presentan dos tipos de variables:

* Factores relacionados con la escolaridad, como el miedo al maestro, bajo rendimiento escolar, problemas en las relaciones con los compañeros, problemas por la apariencia o defectos físicos, etc.

* Sucesos vitales negativos, como enfermedad prolongada, ruptura de la unión familiar, muerte de algún familiar, mascota, cambios de escuela, de domicilio y la muy conocida ansiedad de separación de los padres que no es más que la negativa a separarse de la madre sumado al miedo e inseguridad a perderla.

No siempre que llora un niño cuando tiene que ir al colegio se trata de una fobia escolar, por eso hay que diferenciarla de lo que llamamos rechazo escolar (cuando existe una decisión consciente por parte del niño de negarse a ir al colegio) que nada tiene que ver con la ansiedad que le produce la fobia escolar.

La fobia escolar se puede dar en todas las edades, sin embargo hay picos de edades más comunes como:

Entre los 3-4 años

Entre los 5-6 años

Entre los 11-12 años

Entre los 13-14 años

Estas edades coinciden con los cambios de ciclos de preescolar a la educación básica. En niños pequeños el comienzo suele ser más repentino. En adolescentes el desarrollo del rechazo al colegio es más gradual y también más grave.

Los primeros síntomas de una fobia escolar son:

- Síntomas fisiológicos: Sudoración de la manos y cuerpo, tensión muscular elevada, vómitos, diarrea, alteraciones en la alimentación y del sueño.

- Síntomas cognitivos: Temor a todo lo relacionado con estar en el colegio sin poder especificar a qué. Lo llamativo es que el temor desaparece cuando llega del colegio y reaparece al día siguiente cuando debe partir hacia él.

- Síntomas en el comportamiento: La conducta negativa... Realiza todo un escándalo si se le obliga a vestirse, desayunar, etc. Grita, llora y si se le hace permanecer en clase su conducta es muy perturbadora. La Fobia escolar se considera uno de los trastornos infanto-juveniles más incapacitantes, ya que repercute de forma muy significativa en el rendimiento académico y en las relaciones sociales.

Los estudios de prevalencia muestran tasas que varían entre 1 y 1,5 por 100 de la población en edad escolar (Echeburúa, 1998).

Veamos un caso ilustrativo:

María, de 15 años, acude a mi consulta con su madre. Debido a un cambio de residencia familiar tuvo que marcharse de su ciudad, alejarse de su grupo de amigos y matricularse en un nuevo colegio. Tanto ella como su madre explicaban que desde el primer momento había tenido dificultades para adaptarse, debido a su carácter retraído. Además se sentía acomplejada por haber sido objeto de burlas por parte de algunas compañeras de la clase. Tras haberse ausentado intermitentemente del colegio desde que se iniciara el curso, en el momento de la primera consulta (una semana antes de las vacaciones de Semana Santa) llevaba dos semanas continuadas sin asistir a clase.

La madre me refiere que el curso del problema radica en unas quejas esporádicas de la chica sobre la insatisfacción respecto del nuevo colegio. Por ejemplo "no me gusta," "las compañeras me molestan," "no es bonito..." A raíz de estas quejas comenzó a faltar algunos días, argumentando no encontrarse bien. La madre expresa que María acostumbraba a prepararse para asistir al colegio, sin embargo por la mañana solía sentirse mal, refiriendo una sintomatología que incluía mareos y falta de energía, y a medida que fue incrementando las ausencias la sintomatología empeoró asociándose habitualmente con vómitos.

Indica que solía presentar un empeoramiento matutino, que cesaba a media mañana y tarde, apareciendo de nuevo por la noche. También refiere que paulatinamente se encontraba más aislada y negativa, con menos contacto social con su entorno. Lo más destacable eran los síntomas de ansiedad que presentaba cuando se hablaba de forma abierta del colegio, refiriendo sensaciones desagradables de nervios en relación con la situación escolar, además de ligeros síntomas de estado de ánimo depresivo.

María fue diagnosticada con fobia escolar e inició un proceso psicoterapéutico. En el trastorno de separación que se da sobre todo en niños de 1 a 6 años puede haber rechazo a ir al colegio, pero sobre todo por el miedo a separase de los padres y no precisamente por algo sucedido en el colegio.

Recomendaciones

  • En el caso de los pequeños que se enfrentan por primera vez a la escuela, no debe permitirse que el niño permanezca en casa si no existe una razón justificada. Los padres deben entender que los niños necesitan un tiempo de adaptación (variable, generalmente no mayor de 2-3 semanas) al nuevo ambiente escolar, con gente nueva y sin la seguridad de su hogar, lo cual puede generarles ansiedad. Lo recomendable es que los padres acompañen al niño hasta el salón de clases, saluden a la maestra, y si es posible que permanezcan con él unos minutos todos los días hasta su adaptación. También es importante que lo esperen a la salida, que lo refuercen positivamente de forma social (con halagos, frases alentadoras, besos, cariños).
  • Se requiere una gran dosis de paciencia, tolerancia y comprensión por parte de los padres o responsables del niño.
  • En el caso de niños escolares se debe eliminar toda clase de castigos o amenazas, por el contrario se debe estar pendiente de reforzar los pequeños progresos o esfuerzos que el niño haga en volver a la escuela. Si existen quejas somáticas (dolores de estómago, dolores de cabeza, vómitos, etc.), se debe consultar con su pediatra para descartar otra causa.
  • El niño no debe dejar de acudir al colegio. Es recomendable mantener una buena relación con la maestra y trabajar en conjunto.

Si persisten los síntomas de la fobia, alterando el normal desarrollo del niño y su estado emocional, entonces se debe acudir a una ayuda especializada. En ocasiones se impone la necesidad de realizar cambios ambientales (cambio de colegio, o de salón de clases) para solucionar el problema. Las fobias específicas tienden a remitir espontáneamente con el paso del tiempo en períodos que oscilan entre 1 y 4 años.

En ocasiones cuando no se ve mejoría es necesario iniciar algún tratamiento con medicamentos (antidepresivos, ansiolíticos).

¿Ha presentado tu hijo un rechazo prolongado al acudir a la escuela debido a algún tipo de miedo relacionado con la situación escolar?

¿Coméntanos cómo fue tu experiencia? ¿Ha recibido algún tratamiento?

Grupo de Apoyo - Fobia Escolar

Haga click sobre la contribución de algún participante para responderle o bien haga click aquí para agregar su propia contribución.

Tenia fobia escolar a los 13 y me volvio a dar a los 15. 
La primera vez que senti rechazo a ir al colegio fue cuando tenia 13 años y iba en un horario de 1 a 4 de la tarde, fue de un dia para otro que senti esto, …

Mi hijo de 14 no quiere ir al colegio  
Hola, mi hijo luego de unas vacaciones de 15 días, no quiere ir al colegio antes de entrar esta muy angustiado, le duele el estómago, unas semanas antes …

No sé cómo ayudarla 
Ella tiene 14, la acabamos de cambiar de colegio, cuando llego a casa le pregunto cómo le fue y ella siempre me contesta afirmativamente, pero a la noche …

FOBIA ESCOLAR GRAVE 
Hola, mi hijo tiene 12 años, y perdió el 6º por no querer ir más a la escuela. Hicimos consulta con una sicóloga quien le diagnosticó depresión, pero no …

Tengo 16 (casi 17) años, y tengo fobia escolar desde los 10. 
A mi de pequeña me encantaba el colegio. Recuerdo que deseaba mucho que empezasen las clases. Los primeros cursos los aprobaba simplemente con escuchar …

Ayúdame 
Difícil situación que estamos actualmente atravesando con mi hijo menor, él tiene 7 años y empezó este problema desde el año pasado cuando ingresó a 1er …

Mi hija no va al colegio. Dolores de cabeza. No ha sido calificado todavía
Mi hija de 15 años lleva desde segundo de la eso faltando asiduamente a clase y repite este año siguiendo el mismo planteamiento que el año pasado. Pensamos …

Mi hijo lleva tres años con problemas para ir al colegio No ha sido calificado todavía
Hola la situación a sido muy angustiante ya no se que mas hacer mi hijo tiene 8 años reprobó 2 básico lleva 3 años con problema de asistencia no hay manera …

Del bullying, la fobia al autismo No ha sido calificado todavía
Hola. Soy una madre de un niño de 14 años a el cual después de 3 años luchando, el primero contra el bulling, luego la fobia social y un diagnóstico de …

Fobia escolar, que hacer??? No ha sido calificado todavía
Mi hija a los 9 años de un dia para otro no quiso ir mas al colegio, pensamos que era maña y la obligamos, no hubo caso...la lleve al neurologo, a la psicologa, …

Fobia escolar en mi hijo de 9 años No ha sido calificado todavía
Mi hijo fue a la jardín y primaria de manera tranquila. En segundo grado se ponía nervioso y lloraba ante los exámenes de matemática y prácticas del lenguaje; …

Posible fobia escolar desde el comienzo de instituto No ha sido calificado todavía
Soy un chico de 18 años actualmente y bueno, nunca he sido alguien que le emocione ir a estudiar ni eso, tampoco me desagrada. Sin embargo una vez empecé …

Miedo a equivocarse No ha sido calificado todavía
Mi hijo no quiere ir al kinder, le pregunto por qué? Dice que tiene miedo a equivocarse. Él es un niño muy aplicado y dedicado, pero es lo que dice. Hablo …

Mi hijo tiene 7 años y empezó con este problema desde mediados de año y hace un mes No ha sido calificado todavía
Tuvo episodios que compañeros le pegaban y al no tener respuesta de la maestra lo cambiamos de turno pero no hay respuesta es un niño sin ningún problema …

ffhhf No ha sido calificado todavía
Para mi a sido muy difícil ya que mis compañeros continuamente se burlaban de mi poniéndome sobrenombres y a veces golpizas o a veces trataban de interrumpir …

Haga click aquí para escribir el suyo

Visitantes en vivo

Comentarios

¿Tiene algo que decir sobre lo que acaba de leer? ¡Deje un comentario rápido en el recuadro inferior!

Para mantenerse al día introduzca su e-mail:

Solo recibirá las actualizaciones de este sitio.


Contenido Reciente

  1. He tardado dos años en aceptar que una somatización no es una locura.

    Sep 30, 18 08:22 PM

    En abril 2013, tuve un atropello, me generó un Traumatismo Cráneo Encefálico con hemorragia subdural, los sanitarios que me socorrieron al momento, vieron

    Leer Más

  2. A quien pueda interesar

    Sep 30, 18 08:21 PM

    Soy fiel a la idea de que la vida siempre se encarga de recalcar que nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde. amores, familia, amigos. ¿Y ustedes?

    Leer Más

  3. Soy uno mas

    Sep 30, 18 08:15 PM

    Hola me autonombro como neuronita. Nose si esto es un testimonio o una confesión de mi fracaso como ser humano. Soy uno más de los que tienen un pasado

    Leer Más